domingo, 1 de abril de 2018


Revisión destacada
Nasal High Flow (HF) es un modo de soporte respiratorio "no invasivo" para bebés prematuros, con varios modos de acción posibles, incluida la generación de presión distendida de la vía aérea, lavado del espacio muerto nasofaríngeo, reducción del trabajo respiratorio y calefacción y humidificación de gas inspirado. La HF tiene varias ventajas potenciales sobre la presión positiva continua de la vía aérea (CPAP), la forma más comúnmente aplicada de soporte no invasivo, como trauma nasal disminuido, facilidad de uso y comodidad del bebé, lo que ha llevado a su rápida adopción en la atención neonatal. En los últimos años, HF se ha convertido en un tratamiento bien establecido y comúnmente aplicado en la atención neonatal. Este resumen gráfico de Satyan Lakshminrusimha proporciona una visión general de los beneficios del soporte de cánulas nasales de alto flujo en neonatos.

Lea esta reseña de Calum T. Roberts y Kate A. Hodgson

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Recomendaciones terapéuticas del VII Consenso Clínico de SIBEN para la encefalopatía hipóxico-isquémica neonatal
NeoReview - SEPTIEMBRE 2016

La encefalopatía hipóxica-isquémica (EHI) es un síndrome clínico de disfunción neurológica que resulta de la falta de oxígeno y sangre al cerebro alrededor del nacimiento. Esta entidad es una de las principales causas de morbilidad neurológica y de disfunción multiorgánica o muerte en el neonato nacido a término o casi término y de discapacidad permanente en los supervivientes.
Durante el siglo XX esta entidad ha permanecido huérfana de intervenciones terapéuticas específicas dirigidas a prevenir o aminorar el daño cerebral asociado a esta agresión perinatal. Este panorama ha cambiado radicalmente en la primera década del siglo XXI, cuando varios ensayos clínicos demostraron que la reducción de la temperatura cerebral en 3-4º C, en las primeras 6 horas de vida, constituye una intervención eficaz y segura para reducir la mortalidad y la discapacidad mayor en los supervivientes. Esta demostración ha dado lugar a que la EHI sea hoy una urgencia diagnóstica y terapéutica en neonatología.
A pesar de la evidencia terapéutica disponible, existe una gran variabilidad en el abordaje terapéutico de la EHI en Iberoamérica. Por ello, la Sociedad Iberoamericana de Neonatología (SIBEN) convocó el VII Consenso Clínico con el objetivo de establecer recomendaciones terapéuticas en el manejo de la EHI. En este Consenso Clínico participaron 43 neonatólogos y enfermeras neonatales de toda Iberoamérica quienes, de acuerdo al proceso y metodología descritos para los Consensos SIBEN, revisaron las mejores demostraciones científicas disponibles y propusieron recomendaciones y sugerencias. El proceso culminó con una reunión presencial (conferencia de consenso) de todos los participantes en la Ciudad de México (agosto 2014), en donde se presentaron, discutieron y consensuaron las conclusiones finales.